Enviar cambios a la Biografía de Daniela Darcourt

Usa este formulario para enviar cambios, ediciones o modificaciones al artista.

Niñez, Juventud y Vida Familiar

Redes sociales del cantante: Fuente: Tu email:

Daniela Darcourt nació y creció en el barrio Porvenir, La Victoria, Lima, pero sin la presencia de sus padres debido a múltiples conflictos familiares, que impidieron que creciera rodeada por sus progenitores, al respecto esta joven peruana reveló que: “Vivía con ellos al inicio, pero nuestra familia era un poco disfuncional. Somos seis hermanas en total, pero de papá y mamá somos dos, mi hermanita la última y yo. Han habido algunos temas medios feos que no vienen al caso tocar”.

Esta cantante se crío junto a sus seis hermanas, sobre esta vivencia esta artista, señaló que: “Es lindo. Tienes seis mundos diferentes para consultar. Todas somos mujeres, ya te imaginarás”. Pero, al crecer sin ese brazo tutelar, esta futura estrella cayó en las drogas y el alcohol, por lo que buscó refugio en la música.

No obstante, ese gusto musical fue motivado por su abuelo, Mario Escurra, un gran amante de la música cubana, sobretodo de la guaracha, bolero, así como de la trova, a quien esta artista recuerda de esta forma: “Él era un hombre muy culto. Sabía todo de todo. Escuchaba desde música clásica hasta huayno, salsa”.

El abuelo de Daniela Darcourt veía en su nieta a una futura gran artista, cuando esta futura cantante tenía tan solo ocho años decidió dedicarse a la música, por lo que su abuelo no escatimó en que su esta joven artista se formara lo mejor posible. En el 2004 esta peruana fue inscrita en el Conservatorio Nacional de Música del Perú, y luego en 2006 pasó a estudiar ballet en el Centro Cultural de San Marcos.

A la vez, Daniela Darcourt alternó estas actividades con un trabajo que se le presentó cuando tenía ocho años para bailar en fiestas infantiles junto a una amiga del colegio, por este empleo recibía la compensación de 10 soles. Cuando tenía 12 años perdió a su abuelo, pero este evento solo la impulsó en la búsqueda de sus sueños, así que continuó trabajando en su carrera musical y siempre mantuvo presente la frase de su abuelo: “Todo lo que se empieza, se termina. Nada se deja a la mitad”.

Así que cuando tenía 13 años esta futura cantante, dictaminó que: “Esto es lo que quiero, no me interesa si el resto de la vida me voy a morir de hambre. En todo caso me voy a morir de hambre feliz, porque hice y hago lo que me encanta hacer. Si a mí me pagan un sol por subirme al escenario, yo feliz. No escatimo precios”.

Aparte de la formación académica que tiene Daniela Darcourt en varias ramas artísticas, estudió actuación en la Asociación Cultural Diantres, por lo que aprendió a improvisar, esta habilidad le serviría más adelante en su carrera musical.